por-que-escribimos-en-femenino

Información general

El Arbeitslosengeld II, más conocido como Hartz IV, es la prestación que se concede en Alemania a personas en edad legal de trabajar (entre los 15 y los 67 años), cuyos ingresos no superan la cantidad considerada como mínima para poder satisfacer sus necesidades básicas. La prestación puede cubrir desde los gastos de alimentación, ropa, gastos energéticos del hogar (sin contar gastos de electricidad, ni agua caliente), el pago del alquiler de la vivienda y del seguro médico. Dentro de los límites de lo razonable, también puede cubrir la relación con el entorno social y la participación cultural.

Regelbedarf – Prestación monetaria

La prestación monetaria mensual es la cantidad que se estima suficiente para poder asumir los gastos mensuales básicos de manutención de la persona solicitante. Tienen derecho a la prestación completa las personas solteras, padres y madres solteras, así como las personas mayores de edad cuya pareja sea menor de edad. La prestación completa comprende (datos de 2015) 399 €. A las parejas mayores de edad les corresponden 360 € por persona. Menores de 6 años obtienen 234,00€ mientras que menores entre los 6 y los 13 años, reciben 267,00€. Jóvenes con una edad comprendida entre los 14 y los 17 años reciben 302,0€. Las personas adultas de más de 18 y menos de 25 años de edad que vivan con en la residencia familiar o aquellas que tengan entre 15 y 25 años que se hayan trasladado, sin garantía de apoyo de la comunidad reciben 320,00 €. Las personas adultas de 25 años o más deben presentar la solicitud por separado, independientemente de que vivan en su propia casa o en la residencia familiar. A partir de los 15 años, las personas que vivan en un hogar privado forman su propia unidad doméstica o Bedarfsgemeinschaft.

Unterkunft und Heizung – Vivienda y calefacción

Los costes de vivienda y calefacción serán, dentro de lo razonable, incluidos en la prestación. En el caso de las viviendas en propiedad, se asumirán parte de los gastos de la vivienda, pero no las cuotas de un crédito, si lo hubiera.

Krankenversicherung – Seguro médico

La prestación incluye también el pago de la mensualidad de la Krankenkasse. Si ya estás afiliada en una Krankenkasse, pide el certificado para solicitar la acreditación de afiliación y adjuntarlo a los documentos a presentar. Si aún no tienes seguro médico, dirígete a cualquier Krankenkasse pública y allí te informarán y te proporcionarán los documentos que precises.

¿Quién tiene derecho a la prestación?

La ley prescribe que tienen derecho a la prestación aquellas personas entre 15 y 67 años que tengan capacidad de trabajar y cuya residencia habitual sea la República Federal Alemana. Además, hay que estar en una situación de necesidad, que se da si la persona en cuestión no tiene recursos propios (renta o patrimonio) para sufragar los gastos esenciales.

La cantidad mínima a partir de la cual se considera que no existe necesidad de la prestación es de unos 750 € al mes. Por lo tanto, si tienes un trabajo peor remunerado o si como persona autónoma tu empresa no tiene beneficios superiores, tienes derecho a recibir las prestaciones de Hartz IV por la cantidad correspondiente hasta alcanzar los 750 €.

¿Hartz IV para personas de la Unión Europea?

En general, las personas extranjeras tienen el mismo derecho a recibir Hartz IV que las personas con nacionalidad alemana. Sólo en los siguientes casos pueden quedar excluidos:

  • Cuando no tienen ni su domicilio ni su residencia permanente en Alemania. Éste es el caso sobre todo de turistas y personas que trabajan temporalmente en Alemania.
  • Cuando están en el paro hay una exclusión para los primeros tres meses de residencia en Alemania.
  • Cuando son solicitantes de asilo o personas con una solicitud de asilo denegada si no han conseguido regularizarse de alguna manera.
  • Ojo:Cuando las personas han llegado a Alemania con el fin de buscar trabajo.

* A este último punto es al que se acoge Alemania para denegar Hartz IV a muchos personas ciudadanas de la Unión Europea. Cuando alguien está en Alemania y ni ella ni sus familiares acompañantes trabajan o han trabajado en este país, el Jobcenter parte de la base de que son demandantes de empleo y les niega la prestación.

Ante este punto hay que dejar dos cosas muy claras

  • Muchos juzgados alemanes han declarado esta decisión como ilegal y han decidido que las personas comunitarias que vengan a Alemania a buscar trabajo desde el primer día también tienen derecho a las prestaciones.
  • Las personas que hayan trabajado en Alemania aunque sea cobrando 144 € al mes y un mínimo de 6 horas a la semana tienen directamente derecho a la prestación ya que son consideradas “trabajadoras”. Asimismo están legitimadas las personas que se den de alta como autónomas y comiencen a trabajar, siempre que tengan unos ingresos mínimos de 144 € . Por ejemplo: Pedro llega a Alemania, se da de alta de autónomo como profesor de castellano y tramita un número fiscal que se le concede en dos semanas. En su primer mes trabaja seis horas a la semana y gana 144 € al mes. Pedro tiene derecho desde el primer día a que el Jobcenter le conceda Hartz IV.

¿Cómo se solicita la prestación?

Se presenta una solicitud al Jobcenter del distrito o barrio en el que estés empadronada. Para ello necesitarás el formulario de solicitud, que te darán cuando vayas al Jobcenter, pero puedes rellenarlo antes para ganar tiempo. Puedes ayudarte con las instrucciones en español, facilitadas recientemente por el propio Jobcenter.

En el momento de la solicitud te entregarán todos los formularios que debes rellenar y la documentación que deberás aportar. Puede suceder que tras el envío de la solicitud recibas una carta solicitando más documentación. No te apures, si falta algún documento puedes entregarlo a posteriori. Ten en cuenta que cuando te concedan Hartz IV se te concederá con carácter retroactivo a partir del día 1 del mes en el que presentaste la solicitud por primera vez. Es decir, si entregas la solicitud el 20 de mayo, el Jobcenter te responderá en unos días que te faltan papeles. El 5 de junio entregas lo que te falta y el Jobcenter te concede Hartz IV, supongamos, el 25 de junio. Sin embargo, se te pagará el dinero correspondiente a los meses de mayo y junio completos.

Descarga de formularios:

http://www.arbeitsagentur.de/web/content/DE/Formulare/Detail/index.htm?dfContentId=L6019022DSTBAI516946

Explicaciones en diferentes idiomas:

http://www.arbeitsagentur.de/web/content/DE/Formulare/Detail/index.htm?dfContentId=L6019022DSTBAI485740

¿Qué hacer en caso de que se te deniegue la prestación?

En primer lugar debes presentar un recurso administrativo ante el propio Jobcenter. Este paso legal es relativamente sencillo. Si hablas alemán, lo puedes llevar a cabo por tu cuenta o con la ayuda de alguna amiga. Si lo necesitas, siempre puedes dirigirte a una organización que ofrezca ayuda gratuita, como Basta. En caso de que quieras hacer el recurso con una profesional, es recomendable acudir a una abogada, el precio puede oscilar entre los 100 y los 300 €, aunque si tienes pocos recursos puedes solicitar la Beratungshilfe.

Si el recurso administrativo se deniega, se puede presentar una demanda ante el Juzgado de lo Social. En este caso, se trata de una doble demanda: a) demanda principal por la que se solicita que se anule la decisión de denegacion del Hartz IV (las comunitarias tienen derecho a la prestación igual que los alemanes con base en el Convenio Internacional de Asistencia y en la legislación comunitaria); b) se solicita que el juzgado decrete que se debe empezar a abonar Hartz IV con carácter urgente hasta que se decida sobre el procedimiento principal.

Es difícil cifrar las posibilidades de ganar el juicio principal. Los juzgados alemanes están muy divididos al respecto e incluso dentro de un mismo juzgado unas salas deciden a favor de conceder Hartz IV y otras en contra. Otro inconveniente es que los procedimientos principales pueden durar varios meses.En los últimos tiempos, numerosos juzgados han decidido suspender los procedimientos hasta que la Corte Europea de Justicia decida sobre un litigio que tiene pendiente en esta materia, lo que hace que la demora sea todavía mayor (nota: este litigio ya se resolvió, pero sigue sin quedar del todo claro el asunto).

En cuanto al pago del Hartz IV, hasta que se tome una decisión en el juicio principal, el juzgado acepta el pago en caso de gran necesidad del solicitante. Para justificar la necesidad, hay juzgados que se conforman con ver que en la cuenta bancaria no haya apenas dinero y que no haya ingreso alguno, mientras que otros juzgados más restrictivos deciden esperar un riesgo real de que el solicitante quede sin techo o en la indigencia.

En definitiva existe, lamentablemente, mucha inseguridad jurídica. En cualquier caso, es una decisión personal de cada solicitante. Para comenzar la demanda, se puede solicitar al juzgado asistencia jurídica gratuita y, en caso de que se conceda, presentar demanda. De esta manera se evita el largo procedimiento sin saber quién abonará los gastos judiciales y de abogado en caso de perder el jucio. Si se rechaza la asistencia jurídica gratuita, es evidente que el juzgado es de los que están más predispuestos a no conceder Hartz IV.

Nuestro consejo: Si se te deniega el Hartz IV tras el recurso, busca a una abogada para iniciar la solicitud de asistencia jurídica gratuita para una demanda de Hartz IV y luego decide si deseas seguir adelante, sabiendo si, en caso de perder el jucio, debes asumir los gastos.

Más información en castellano aquí (de Diakonie, independiente del Jobcenter).